Muchas veces cuando comenzamos a hacer ejercicio nos recuerdan lo importante que son los estiramientos antes y después de los entrenamientos pero seguramente alguna vez te hayas preguntado ¿Por qué?

Comencemos hablando de algunos mitos o verdades sobre estos temas que la mayoría de personas no llega a tener claro.

¿Debo realizar estiramientos previos a la realización del deporte?

Aunque existen varias teorías sobre este tema, los estiramientos previos ayudan a preparar nuestros músculos del desgaste que van a sufrir, consiguiendo que estén más relajados y mejore nuestra flexibilidad.

Pero no cualquier tipo de estiramiento es bueno antes de hacer ejercicio. Éste deberá ser específico y con una duración determinada para el entreno que vayamos a hacer.

El calentamiento y estiramiento previo al ejercicio pueden ser productivos para tu cuerpo si se realizan de manera suave y durante poco tiempo. Éstos mejoran la flexibilidad sin empeorar el rendimiento, reduciendo el riesgo de lesiones o sobrecargas en articulaciones y músculos.

Si tu cuerpo está habituado a realizar deporte y tienes un control postural, mejora los estiramientos y cambia los estáticos por los dinámicos.

Calentar es bueno para ti ya que protege tu corazón y le permite aumentar el ritmo paulatinamente. Y no solo es bueno para tu corazón, también lubrica tus articulaciones y aumenta el flujo sanguíneo de los músculos.

Si realizas deporte habitualmente no debes saltarte el calentamiento ya que el estrés al que se somete tu sistema cardiovascular sin un calentamiento previo es dañino a largo plazo.estiramiento antes y después de los entrenamientos

¿Qué tipo de calentamiento y estiramiento debo de hacer según el deporte que vaya a realizar?

Como los entrenamientos de cada actividad física son diferentes, sus calentamientos también deberán serlo. Adáptalos acorde con las implicaciones musculares que se vayan a trabajar.

También es importante tener en cuenta la intensidad de la actividad. Las más explosivas requieren un calentamiento más extenso. Las actividades aeróbicas permiten uno más sencillo.

Calentamiento para natación

El calentamiento previo para nadar que te recomendamos consta de dos partes: Una parte primera que deberás realizar fuera del agua y la segunda parte en su interior.

Lo primero que debemos hacer al calentar para nadar es movilizar las articulaciones. Dedicando unos 5 o 10 minutos podremos realizar los siguientes movimientos: Rotaciones de brazos, balanceo de brazos, balanceo de piernas y movimiento de cuello.

Más tarde ya dentro del agua realizaremos el segundo calentamiento haciendo diferentes estilos variados de largos a un ritmo suave, como por ejemplo: Crol, Braza y espalda.

calentamiento para natación

Calentamiento para corredores

Lo más recomendable es que comiences con 5 o 10 minutos de trote ligero y más tarde recuerdes movilizar de forma dinámica todos los músculos que van a trabajar posteriormente en la carrera. ¡Y listo para comenzar a correr!

Calentamiento para actividades de fuerza

Los tres pasos que son importantes realizar para que tu cuerpo no se lesione con un entrenamiento de fuerza son:

-Ejercicios que realicen un ajuste cardiovascular:  Pequeños sprints, remo, elíptica o comba son las más aconsejables para comenzar el calentamiento.

-Movimientos articulares centrándonos sobre todo en aquellos que vayamos a trabajar.

-Estiramientos dinámicos que terminen de elongar nuestros músculos para realizar un mejor trabajo desarrollando mayor fuerza con mejor movilidad.

¿Pero entonces cuáles son las razones por las que debería estirar?

Si todavía no estás convencido de porque debes estirar te damos 5 razones por las que entenderás lo necesario que es para tu cuerpo.

1. Los estiramientos mejoran tu circulación sanguínea y linfática. Durante el día realizamos muchas actividades sentados, donde ejecutamos posturas incorrectas con nuestro cuerpo.

Esto hace que nuestra sangre no fluya como debería, pero estirando antes y después de hacer ejercicio permitimos una mayor oxigenación, consiguiendo una mejoría en nuestro organismo.

por qué deberia estirar

2. Mejoramos notablemente nuestra elasticidad con los estiramientos volviendo los músculos más elásticos y facilitando los movimientos de nuestro cuerpo.

Para saber qué aporta la elasticidad a nuestros ejercicios, en La flexibilidad y su importancia real nos explican las variables que existen en la elasticidad y flexibilidad con algunos ejercicios que te ayudarán a poder estirar de forma correcta.

3. Evita los calambres. ¿Alguna vez te has preguntado por qué tienes un calambre?

Los calambres se generan por la falta de minerales en el tejido muscular, como el caso del calcio y magnesio. Si no estiramos nuestro cuerpo de manera adecuada impedimos que estos minerales lleguen de forma correcta produciendo los calambres. Un buen estiramiento evitará estas molestias en nuestro cuerpo.

4. El estirar antes y después de hacer ejercicio previene y ayuda a evitar las lesiones que se producen por exceso tensión.

Estirando favorecemos una buena movilidad articular y con ello ayudaremos a la recuperación más eficaz de nuestro cuerpo.

Se piensa que estirar puede ser malo si sentimos dolor en alguna zona, pero no es cierto. La intensidad del estiramiento debe ser suave y gradual, evitando el dolor y valorando las posibles lesiones.

5. Por último estirar permitirá una recuperación de tus músculos más efectiva y en menor tiempo para tus próximos entrenamientos.

Un buen control de la respiración es clave para el estiramiento. Junto con la duración de cada movimiento, son los factores que determinan la calidad del estiramiento.

¿Son realmente importantes los estiramientos finales?

Mujer estirando espalda

Una vez que hemos estirado antes de hacer deporte y por fin lo hemos realizado, faltan los estiramientos finales.

Los estiramientos finales son una parte fundamental de tu entrenamiento. Con ellos mantenemos los músculos y articulaciones en mejores condiciones para su movimiento. También los protegeremos de las lesiones a las que se pueden someter con el ejercicio.

Valorar el proceso de reabsorción del ácido láctico impide la aparición de agujetas y molestias después del entrenamiento.

¡La conclusión está clara!

Calentar, estirar dinámico antes del ejercicio y estirar al final es importante para cuidarte y evitar problemas en músculos y articulaciones.

Síguenos y comparte nuestro contenido:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *